Emprendimiento e Innovación,  Lifestyle Design

#21 – Los 4 emprendedores que desafiaron la estandarización

Hay emprendedores que saben de memoria el camino al éxito. Tienen predefinido cuando harán un exit que los hará ricos y cuales son todos los pasos intermedios para llegar a ello. Repiten lo que muchos les han dicho y casi llevan un cuadernito con todos los escalones de una receta que no puede fallar. Pero también falla. De hecho 8-9 de cada 10 veces falla.

Y si bien es cierto que existen buenas prácticas para lograr algunos objetivos, también es cierto que muchas prácticas instaladas en nuestro día a día se basan en supuestos que no hemos validado, que han quedado obsoletos e incluso algunas veces en supuestos que ya han sido descartados pero seguimos repitiéndolos por inercia.

Hay sin embargo algunos líderes “rebeldes” que decidieron desafiar esas recetas. Que eligieron “masticar antes de tragar” y poner a prueba ciertas lógicas que se daban por hecho para lograr el éxito. 

Como hemos señalado en otro artículo (puedes leerlo acá), el éxito es una medida personal y algo que difícilmente puede estandarizarse. Acá hay 4 casos de emprendedores que desafiaron las normas para crear un modelo diferente y encontrar su propio éxito.

1.- Ben Chestnut – Mailchimp: “el unicornio sin VCs”

Mailchimp nació como un servicio de email marketing y hoy se ha ido ampliando a nuevos segmentos. Los marketeros y emprendedores conocemos muy bien esta marca que en 2019 tuvo un revenue de 700 millones de USD sin inversión de venture capital y que fue rentable desde el día uno. Y por si fuera poco, partió como side project antes de que los fundadores dedicaran 100% de su tiempo en él. 

Esas tres afirmaciones cuestionan la mayoría de las cosas que nos han enseñado. Una startup debe crecer y capturar mercado a través de levantamientos de capital para hacerlo rápido y liderar un segmento. No importa perder plata en la medida que crezcas. Y en las primeras etapas uno de los requisitos fundamentales para levantar plata es que los fundadores dediquen al proyecto 100% de su tiempo. Mailchimp no cumplió con ninguno de esos y le fue bien.

En la interna probablemente hizo cosas increíbles, apareció en el momento perfecto y tuvo algo de suerte. Pero no deja de llamar la atención como se saltó todas las “reglas del juego” y construyó lo que cualquier podría soñar sin necesidad de un solo usd de capital de riesgo.

Han intentado comprarlo, muchos han preguntado si saldrán a la bolsa o si aceptarán una gran ronda para volverse el lider indiscutido (que parecieran ya serlo). Mientras todas esas cosas están alrededor, Mailchimp sigue haciendo las cosas bajo sus propias reglas.

2.- Joel Gascoigne – Buffer: “todos los sueldos (y todo) público”

Buffer es una empresa que condensa diferentes herramientas para la gestión de redes sociales (métricas, publicaciones y engagement) y que al poco andar empezaron a cambiar las reglas del juego.

Actualmente Buffer genera 21,07mm de USD en revenue (2019) y su CEO gana 280.500 USD al año (en agosto de 2014 ganaba 151.800 USD). Son una empresa rentable y si miramos bien podremos ver como gastan su presupuesto anual, su presupuesto de marketing, cuanto gana un ingeniero senior y muchas otras informaciones que solían ser “secretos de estado”.

Buffer tiene una cultura única que abraza la transparencia por defecto como uno de sus core values (revisa esta nota de core values), y que ha liderado un movimiento único de transparencia radical (puedes leer un poco más de eso acá).

Buffer ha roto todo lo que enseñan en las escuelas de negocio. ¿Y si le ofrezco más a sus ingenieros para poder contratarlos? ¿Y si al mirar su presupuesto de marketing y soy su competidor entiendo como capturan clientes? ¿Y si veo su revenue y su inversión en marketing y defino su CAC para compararlo con el mío? Todos esos son miedos legítimos que se podrían tener. Pero Buffer lo ha convertido en su mayor fortaleza, su mejor herramienta de visibilidad y una increíble forma de conectarse con sus clientes y stake holders.

3.- Dan Price – Gravity Payments: “todos ganando el sueldo del CEO”

Si los anteriores casos parecen disruptivos, este es increíble y contraintuitivo. Gravity Payments es una fintech que procesa tarjetas de crédito y en la cual su CEO decidió bajarse su sueldo de 1 millon de USD en 2015 a 70.000 usd anuales, y pagarles ese mismo monto a todos los trabajadores de su compañía que en promedio ganaban 30.000 usd al año antes de este cambio.

Recibió muchas críticas y también halagos. Pero este cambio se sustentó en un estudio que señalaba que una persona aumentaba su sensación de felicidad en la medida que ganaba más dinero. Sin embargo cuando llegaba a los 70.000 usd (referencia a USA), hacia arriba su felicidad ya era independiente del dinero.

Algunos lo llamaron el mejor jefe del mundo, otros lo tildaron de comunista. Pero más allá de las caricaturas, este experimento parece no haber sido un impedimento para que a la empresa le siga yendo bien. Desde que se implementó esta medida, la planilla de Gravity Payments se duplicó y las ventas se triplicaron.

4.- Carlos Hernandez: Quaderno: “Máximo 5 horas de trabajo al día”

Quderno es un SaaS que automatiza la contabilidad para negocios digitales y nació desde un nómade digital que necesitaba resolver sus propios problemas como freelancer.

Con el concepto de sostener una vida equilibrada y una cultura de trabajo horizontal, esta pequeña empresa ha sacrificado crecimiento y ha decidido convertir su modelo en un lifestyle business que otorgue calidad de vida a quienes trabajen en él. (Lee más sobre lifestyle business acá).

Viajero empedernido, nómade digital, Carlos decidió crear una empresa en la cuál estuviera prohibido trabajar más de 25 horas a la semana. “Las mañanas serían para trabajar duro y las tardes para disfrutar el ocio”. 5 horas al día al 100%, para dejar el resto del día libre. Nada de reuniones, cafés, ni “bullshit” como él mismo dice.

Mucho de su aproximación se debió a aceptar rápidamente su realidad y adaptarse a ella. Con base en Gran Canaria no había ni el capital ni el mercado para ser una gran startup. Algunos habrían decidido irse a Silicon Valley para superar esas dificultades, Carlos y Quaderno decidieron utilizar sus propias reglas del juego.

Recetas útiles + nuevas reglas

Por supuesto que si hay algunas “recetas” que funcionan. Con sabiduría debemos cuestionarlas, pero seguirlas si nos damos cuenta su practicidad. Pero en todos los otros casos, tenemos el deber como emprendedores de tomar ese contexto incierto, ser flexibles y sacar oportunidades de él. Para eso, debemos vivir fuera de la caja. Y estos 4 personajes son ejemplo de ello.

¿Conoces a alguien que hace las cosas diferente que sería interesante conocer su historia?

POST QUE SE ENMARCA EN EXPERIMENTO DE 50 DÍAS

Este artículo se enmarca dentro de un experimento de 50 días que busca implementar un pequeño life hack de mejoras marginales en el cuál escribiré 50 artículos, haré 5.000 abdominales y leeré 1.000 páginas de un libro en otro idioma. Puedes ver los detalles aquí.

Pequeñas conclusiones

1.- En escribir este micro post me demoré 35 minutos incluyendo la carga, encontrar las fotos y todo lo necesario.

2.- En hacer 100 abdominales me demoré un poco menos de 3 minutos en 4 series de 25 y algunos segundos de descanso entre cada una.

3.- 25 minutos leyendo 20 páginas del libro “Tiny Habits“ de BJ Fogg.

TOTAL: 1 hora 3 minutos – 21/50 (42%) del desafío completo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *